Prepararse para enfrentar el mundo

Paso a Paso 101 - Niños huérfanos

Con estudios de caso, actividades para los niños y una emotiva entrevista sobre la experiencia de crecer en una institución para niños huérfanos.

Prepararse para enfrentar el mundo

Sarah Chhin

La organización M’lup Russey está transformando la manera en que se cuida a los niños y jóvenes vulnerables en Camboya. Somos firmes defensores de promover las alternativas al cuidado de los niños en instituciones y realizamos enormes esfuerzos en este ámbito. No obstante, también somos conscientes de que un orfanato requiere tiempo para realizar la transición y que es necesario prestar apoyo a los niños mientras continúan viviendo en las instituciones.

La capacitación de habilidades prácticas para la vida ayuda a los jóvenes a aprender a vivir de forma independiente cuando egresan del cuidado residencial. Foto: Organización M’Lup Russey
La capacitación de habilidades prácticas para la vida ayuda a los jóvenes a aprender a vivir de forma independiente cuando egresan del cuidado residencial. Foto: Organización M’Lup Russey

El temor al mundo exterior 

En 2007, el personal de M’lup Russey realizó talleres con más de 500 jóvenes que vivían en orfanatos. Todos comentaban sobre sus temores de egresar del orfanato. Temían sufrir discriminación o persecución, o que no pudieran conseguir un empleo o un lugar donde vivir. Algunos incluso temían pasar hambre. Les daba miedo de haber perdido la habilidad de formar parte de una comunidad exterior.

Lamentablemente, existen buenas razones que sustentan estos temores. Sin una preparación adecuada, los jóvenes que egresan de los orfanatos en Camboya tienen dificultades para readaptarse en la comunidad y la vida en familia. Son sumamente vulnerables frente a la explotación, el abuso y la trata de personas. Los orfanatos no eliminan su vulnerabilidad, sino que solo retrasan sus efectos. En muchos casos, su vulnerabilidad aumenta debido a su estadía en los orfanatos. 

M’lup Russey apoya a los niños mientras se encuentran en cuidado residencial, aunque nuestro trabajo va más allá. Hacemos todo lo posible por ayudar a los jóvenes a reintegrarse a su comunidad con éxito cuando egresan de la institución.

Establecimiento de relaciones

En primer lugar, M’lup Russey establece relaciones con los directores de los centros de cuidado residencial. Los invitamos a eventos de capacitación con el fin de que puedan mejorar la manera en que cuidan a los niños. También los ayudamos a entender y a implementar la política de cuidado alternativo del Gobierno, que considera el acogimiento familiar un método más eficaz. A lo largo de los años, hemos capacitado a los directores de orfanatos en derechos de la infancia, protección de la infancia, participación infantil, control de la ira, procesos de reintegración apropiada, gestión de centros, necesidades de los niños y jóvenes y aptitudes de liderazgo, entre otros.

Tras establecer relaciones con los directores, M’lup Russey comienza el trabajo con los niños y los jóvenes a cargo de ellos. Les ofrecemos la oportunidad de participar en grupos de apoyo entre pares y capacitación en habilidades prácticas para la vida. Esta capacitación ayuda a los jóvenes a aprender a proteger su seguridad, adquirir independencia y asegurar su inclusión social cuando egresan de las instituciones. 

Clubes juveniles 

M’lup Russey apoya a los jóvenes a crear clubes juveniles en sus centros. Las actividades de los clubes ayudan a los jóvenes a desarrollar la autoconfianza, a asegurar su independencia y a aprender a vivir de forma segura en la comunidad en el futuro. Los miembros de los clubes juveniles eligen ellos mismos a sus líderes y deciden sus propias estructuras y programas. Los clubes les brindan la oportunidad de dar su opinión en las instituciones. Además, ayudan a los jóvenes a expresarse libremente y a prepararse para vivir de forma independiente. 

Todos estos aspectos los preparan para convertirse en líderes o facilitadores y para trabajar responsablemente en equipo. Además, mejoran sus habilidades comunicativas y laborales, y los ayudan a relacionarse con los demás. Gracias a M’lup Russey, cientos de jóvenes han pertenecido a clubes juveniles de orfanatos desde 2008.

Capacitación en habilidades prácticas para la vida

M’lup Russey también ofrece capacitación en habilidades prácticas para la vida y becas para cursos profesionales a los jóvenes que viven en instituciones. Estos talleres los realizan profesionales y expertos. Además, cubren temas en mayor profundidad, como por ejemplo: 

  • «cómo conocerse a sí mismo»; 
  • habilidades de comunicación; 
  • cómo vivir de forma segura en la comunidad; 
  • control de la ira;
  • salud reproductiva; 
  • sensibilización sobre el consumo de drogas; 
  • manejo del dinero; 
  • planificación para la vida; y 
  • establecimiento de objetivos. 

Apoyo adicional 

Estos servicios de apoyo brindan la oportunidad a M’lup Russey de establecer relaciones sólidas y de confianza con los niños y los jóvenes en los centros de cuidado residencial. Cuando los jóvenes egresan del cuidado residencial, la organización puede ofrecerles otros servicios, como orientación psicológica y asesoría legal, además de apoyo. 

Un grupo de jóvenes en una capacitación de habilidades prácticas para la vida sobre control de la ira.  Foto: M’lup Russey Organisation
Un grupo de jóvenes en una capacitación de habilidades prácticas para la vida sobre control de la ira. Foto: M’lup Russey Organisation

Red de jóvenes que han egresado de una institución 

M’lup Russey gestiona una red de jóvenes que han egresado de una institución de cuidado residencial. Estos jóvenes pueden unirse a un grupo pequeño de personas que se encuentran en la misma situación. En las reuniones periódicas que tienen estos grupos, pueden compartir sus historias y experiencias de la vida en la comunidad. 

También se organizan reuniones de grupos más grandes, que congrega a los grupos pequeños. Estos eventos ofrecen a los jóvenes que han egresado de las instituciones la oportunidad de establecer relaciones fructíferas dentro de una gran red de personas. A través de esta red, los jóvenes se ayudan entre ellos para ser independientes y responsables de sí mismos.

Los jóvenes que han egresado de las instituciones se encuentran en una posición única para ayudar a otros jóvenes que pronto saldrán de los orfanatos. Visitan las instituciones y comparten sus experiencias de la vida en la comunidad. Esto ayuda a los jóvenes huérfanos a encarar el futuro con más confianza. M’lup Russey también ofrece capacitación vocacional a los jóvenes que han egresado de las instituciones con el fin de que puedan llevar vidas independientes y prósperas. Finalmente, para los jóvenes cristianos que egresan de las instituciones, M’lup Russey organiza un grupo de estudio de la Biblia y de oradores.

Sarah Chhin es asesora estratégica de M’lup Russey.

M’lup Russey también presta servicios de cuidado de emergencia y de reunificación familiar, y ayuda a los centros de cuidado residencial a realizar la transición. La organización invita a cualquier persona interesada en recibir más información o en realizar iniciativas similares a comunicarse con ellos. 

Sitio web: www.mluprussey.org.kh
Correo electrónico: info@mluprussey.org.kh 


Ideas para sacar provecho a este artículo 

  • Inicien un debate en grupo sobre las ventajas del enfoque M’lup Russey. 
  • Analicen las maneras en que su iglesia, su grupo o su organización puede apoyar a los niños y jóvenes tras egresar del cuidado residencial. Por ejemplo, ¿existen redes de jóvenes que han egresado de una institución en su área con las que podría poner en contacto a los jóvenes? 

ESTUDIO DE CASO: La historia de Pithou

Pithou, que creció en un orfanato en Phnom Penh, Camboya, nos comparte sus reflexiones sobre el aprendizaje de habilidades prácticas para la vida en el orfanato:

«Aprender habilidades prácticas para la vida me reveló una nueva manera de vivir. En el pasado, no me importaba mi futuro porque tenía suficiente arroz para comer y un lugar donde vivir. Yo creía que yo no era bueno para estudiar, ¡e incluso mi madre decía que yo tenía cabeza de chorlito! [Editora: término para definir a alguien que no es muy inteligente]»

«Sin embargo, ahora que he tenido la oportunidad de expresar mis sentimientos y de hacerme amigo de otras personas que viven en orfanatos, me di cuenta de que dos de estos nuevos amigos leen y estudian mucho. Por lo tanto, empecé a realizar una auto reflexión en profundidad. Tomé la decisión de comprometerme a estudiar con más ahínco para mi propio futuro y el futuro de mi país. Ahora sé que todos somos muy valiosos para nuestra comunidad, la sociedad y el país.»

«La gente piensa que los orfanatos proporcionan a los niños todo lo que necesitan, pero no es así. Los niños en los orfanatos no tienen esperanza y no reciben el amor de sus padres. La capacitación en habilidades prácticas para la vida ha sido muy importante para mí. Me ha abierto completamente el corazón y la mente. Me ha enseñado a ser valiente y a compartir mis pensamientos, algo que nunca había logrado, ya que me sentía incapaz y tenía miedo. Ya no tengo temor a expresarme.»