Honduras: los derechos de los indígenas sobre sus tierras

Paso a Paso 105 - El derecho a la tierra

Paso a Paso 105 analiza los derechos a la tierra, por qué son importantes y qué podemos hacer para protegerlos.

Honduras: los derechos de los indígenas sobre sus tierras

Osvaldo Munguía  

La región de La Mosquitia, en la costa este de Honduras, es una región que alberga bosques, lagunas y una rica variedad de animales y plantas. En la zona también viven varios pueblos indígenas, cuyas vidas están estrechamente ligadas a la tierra. Estos pueblos siempre han utilizado sus tierras para recoger alimentos, cazar, pescar y obtener madera para construir canoas y casas. 

Los pueblos indígenas de La Mosquitia dependen de la tierra, los bosques y los ríos para obtener alimentos y recursos. Foto: Geoff Crawford/Tearfund
Los pueblos indígenas de La Mosquitia dependen de la tierra, los bosques y los ríos para obtener alimentos y recursos. Foto: Geoff Crawford/Tearfund

Mopawi, organización socia de Tearfund, trabaja en La Mosquitia desde 1985. Al principio, comenzamos implementando proyectos, por ejemplo, dirigidos a mejorar las cosechas y el acceso a agua potable y saneamiento. Estos proyectos continúan siendo necesarios y, de hecho, seguimos trabajando en ellos. Sin embargo, cuando analizamos los problemas que enfrentan los pueblos indígenas a largo plazo, nos dimos cuenta de que ellos no tienen derechos legales sobre las tierras y, menos aún, a los bosques.  

El problema más grave para los pueblos indígenas es la ocupación ilegal de sus tierras por parte de personas que suelen llegar fuertemente armadas, cierran las tierras con una valla y comienzan a deforestarlas. Por lo tanto, comenzamos a realizar esfuerzos para obtener los derechos colectivos de los pueblos indígenas sobre sus tierras, bosques y ríos.

ver para creer

En primer lugar, organizamos una visita de un grupo de representantes de La Mosquitia a los indígenas tolupanes y pech, que viven en el interior de Honduras, con el objetivo de intercambiar experiencias. Los tolupanes y los pech habían obtenido títulos de propiedad de las tierras por parte del Gobierno alrededor de 1860 con el apoyo de un sacerdote católico. Estos pueblos tuvieron que lidiar durante muchos años con leñadores, ganaderos y otros interesados en apropiarse de sus tierras. Después de esta visita, hicimos una expedición para observar el crecimiento de la zona de desforestación hacia La Mosquitia. Hablamos con los lugareños y vimos que apenas podían sobrevivir.  

Todo esto ha tenido un gran impacto en la gente de La Mosquitia. Solo dos años antes, cuando planteamos este problema por primera vez, no se habían dado cuenta de que era un asunto importante. Después de las visitas, toda la región comenzó a tomar conciencia sobre la urgencia de obtener derechos legales sobre las tierras y de detener o, al menos, de reducir la desforestación. 

Luego, empezamos a visitar a las autoridades gubernamentales competentes en cuestiones relativas a la tierra. Descubrimos que no existían leyes hondureñas que permitieran a la gente reclamar derechos colectivos sobre las tierras, en especial cuando quienes reclamaban estos derechos eran pueblos indígenas. No obstante, seguimos insistiendo en que el Gobierno abordara este problema. Al comienzo, los miembros de la comunidad no sabían cómo llevar a cabo esfuerzos de incidencia, ni siquiera con el alcalde local. Pero, con el tiempo, Mopawi capacitó a estos pueblos para defender sus derechos. Hoy en día, tienen la confianza para hablar sobre sus problemas, incluso con el presidente de Honduras mismo. 

La lucha por obtener los primeros derechos colectivos sobre las tierras para un grupo de 39 comunidades que se asientan a lo largo de la costa duró entre 1987 y 2012. Después de este evento, el Gobierno concedió otros once títulos de territorios y tierras, que otorgaron a los pueblos indígenas no solo los derechos sobre las tierras, sino también a los recursos naturales. Estos derechos se concedieron en condiciones de igualdad tanto para hombres como para mujeres. En total, la extensión de tierras concedidas fue de catorce mil kilómetros cuadrados. Se trató de un gran logro y damos gracias a Dios por permitirnos verlo con nuestros propios ojos. 

Mopawi ahora trabaja con los pueblos indígenas en el marco de la gobernanza de estos territorios y el uso sostenible de sus recursos naturales.

consejos para otras organizaciones

Si pudiera dar un solo consejo a otras organizaciones que se encuentren trabajando en temas similares, sería que organizaran visitas para intercambiar experiencias: hablar con gente que ya ha enfrentado problemas similares es la mejor manera de aprender. Después, podemos adaptar lo que hemos aprendido a nuestros contextos.  

También recomendaría a las organizaciones que estudiaran en profundidad sobre legislaciones en materia de derechos sobre las tierras, tratados, gestión sostenible de recursos naturales y sobre cómo ayudar a la gente a lograr la seguridad alimentaria con el menor grado de desforestación posible.


Osvaldo Munguía es el director de Mopawi.

Sitio web: www.mopawi.org
Correo electrónico: oemunguia22@yahoo.com