Estudio bíblico

¿Quién está a cargo de vuestras vidas?

‘Así alumbre vuestra luz delante de los hombres para que vean vuestras buenas obras y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.’ Mateo 5:16

Algunas veces me ha tocado hacer la siguiente pregunta a los grupos en las comunidades, ‘¿Hay algo imposible para Dios?’ y han respondido con un estruendoso ‘¡No!’; entonces les hago la siguiente pregunta, ‘¿Hay algo imposible para Dios que pueda hacer… a través de ustedes?’ La respuesta ha siempre sido un profundo silencio.

Si guardamos estrecha relación con Dios a través de la oración y el estudio de su palabra en la Biblia, es cierto que quizás se nos pida hacer grandes cosas. En cambio, nos sentimos muy pequeños cuando las cosas no andan bien o cuando estamos en complicaciones. Pero si ofrecemos nuestras vidas completamente a Jesús, entonces podemos estar seguros de que nos usará según desea tanto en lo grande como en lo pequeño. ¿Cómo podemos hacer esto?

Tenemos que reconocer la grandeza de Dios
Leer Salmo 135:5-13 y Hebreos 1:3. Necesitamos reconocer que Dios es el Creador de todo y que sostiene todas las cosas con su palabra poderosa.

Debemos controlar nuestro orgullo
Jesús sirvió con amor. Dijo, ‘Seguídme.’ Leer Marcos 8:34-36. Jesús prometió bendecir a los mansos, a los que han rendido sus derechos a él. Nos pide que seamos sus servidores y que le demos todo lo que tenemos. Esto es contrario a lo que el mundo enseña.

Debemos conocer lo que Dios quiere hacer en nosotros.
Leer Colosenses 1:9-12. ¿Qué papel tienen otros cristianos en ayudarnos a realizar lo que Dios pide de nosotros? ¿Qué signos hay cuando nuestras vidas son obedientes a los mandatos de Dios?

Irene de Murillo es la Secretaria Ejecutiva del Consejo Nacional de la Iglesia Cristiana Reformada de Honduras.