Pasar al consentimiento de las cookies

De: Crianza de animales menores – Paso a Paso 10

Las mejoras en el ganado menor pueden brindar numerosos beneficios para la salud y las finanzas

Nuestro compromiso hacia el desarrollo - La Parábola de los Talentos
por el Dr Isaac Zoloue, FATEB, República Central Africana.

Este relato nos es muy familiar, así pues no vamos a entrar en detalles; pero de aquí tenemos mucho que aprender sobre nuestra actitud hacia el desarrollo.

Lea San Mateo 25:14-30

¿Cuál es la actitud del amo hacia sus criados? Fíjese bien en el versículo 15. ¿Permite que sus criados compartan la administración de sus propiedades? ¿Qué les pide él a cada uno de ellos? ¿Por qué?

¿Cómo reaccionan los dos primeros criados? Lea los versículos 16-17. En términos de desarrollo, teniendo en cuenta lo poco con que contamos para trabajar ¿cuál es nuestra reacción?

En el versículo 20 leemos como cada uno de los dos criados sacó un 100% de ganancia. Cada uno sacó el máximo. ¿Hacemos nosotros lo mismo con los recursos que tenemos?

¿Cuál es la reacción del amo en los versículos 21-23? Fíjese que él no recompensa inmediatamente; deja que ellos gocen del fruto de sus trabajos de una forma permanente.

En los versículos 24-25, teniendo en cuenta las cualidades del amo: ¿Está de acuerdo con las acusaciones del tercer criado? ¿Cree que en la reacción del criado hacia el amo se esconda algo?

¿Por qué el tercer criado lo juzga tan duramente? ¿Hay un lugar en la sociedad para aquellos que, injustamente, gozan del fruto del trabajo de los demás?
La parábola de los talentos saca a relucir unos principios que son muy útiles en el trabajo de desarrollo.

El desarrollo, hasta en el campo físico, es un principio Bíblico. La gente es responsable del ambiente en el que vive. La idea de desarrollo representado en crecimiento se encuentra en toda la Biblia. Aquellos que rehúsan a compartir el esfuerzo en el desarrollo, cuando tienen la facultad para hacerlo, se excluyen ellos mismos de la sociedad. No es justo vivir del fruto del trabajo de los demás.

Como dijo Pablo: ‘Aquél que rehúsa a trabajar no tiene derecho a comer’. Aquél que se niega a participar en el esfuerzo de producción, para su propio bien o para el bien de los demás, va en contra de los deseos de Dios para la humanidad. ¿Se presenta este problema en su comunidad? ¿Qué podría usted hacer para ayudar?

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora

Preferencias de cookies

Su privacidad y tranquilidad son importantes para nosotros. Asumimos el compromiso de proteger la seguridad de sus datos. Solo recopilamos sus datos para fines específicos y una vez que ese fin se ha alcanzado, ya no seguiremos almacenando sus datos.

Para más información, incluyendo una lista completa de las cookies que utilizamos, vea nuestra Política de Privacidad.

  • Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden desactivarse en nuestros sistemas.

  • Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestro sitio. Toda la información recopilada por estas cookies es anónima.

  • Permiten una experiencia más personalizada. Por ejemplo, pueden recordar la región en la que está, además de su configuración de accesibilidad.

  • Estas cookies nos ayudan a personalizar nuestra publicidad en respuesta a sus preferencias y nos permiten medir la efectividad de nuestras campañas.