Pasar al consentimiento de las cookies

De: Desechos – Paso a Paso 107

Consejos prácticos e interesantes experiencias sobre cómo abordar el problema de los desechos en nuestras comunidades

Los granjeros y jardineros utilizan compost para mejorar los suelos y aumentar el crecimiento de las plantas. El compost se elabora con residuos de plantas y alimentos, que descomponen los gusanos y otros organismos. Además, el compost necesita suficiente oxígeno (del aire) y la cantidad adecuada de humedad. A continuación, explicamos uno de los métodos para elaborar compost.

1 Forme una pila

Aunque no es necesario que la pila de compost se prepare en un contenedor, será más fácil trabajarla. Como contenedor, puede utilizar un hoyo en el suelo, un cajón de listones o una malla para gallineros. Intente que el contenedor tenga como mínimo un metro de alto, ancho y largo. Es aconsejable contar con dos o tres pilas de compost para que, mientras una se esté descomponiendo, en otra, se puedan echar los residuos. En las zonas secas, prepare el compost en un hoyo en la tierra. En las zonas más húmedas, forme la pila sobre la tierra. En los climas más fríos, prepare el compost en un lugar soleado. En los climas cálidos y secos, colóquelo fuera de la luz solar directa. Forme las pilas sobre un suelo o césped que estén bien drenados y evite las superficies de concreto.

2 Incorpore las capas

Utilice una mezcla adecuada de materiales llamados materiales «secos» y «húmedos» (ver más abajo). Si vive en una zona húmeda, prepare una capa en la base con piedras y ramitas para permitir el drenaje. Comience con una capa de material seco seguido de una capa de material húmedo. Si puede, agregue una capa fina de estiércol y otra capa fina de tierra vegetal. Luego, repita estas capas. Si los materiales están secos, agregue agua. No utilice desechos no orgánicos, carne, huesos, aceites, productos lácteos o heces de animales carnívoros (por ejemplo, perros y gatos) o de humanos, ya que estos desechos contienen bacterias nocivas. Evite incorporar maleza agresiva o plantas enfermas.

3 Deje que se caliente

Cubra el compost con un toldo, barro u hojas anchas (como las de bananeros) para mantener la humedad en el compost cuando haga calor y evitar que el compost se anegue cuando llueva. No deje que se seque; si es necesario, agregue agua. La pila de compost deberá calentarse en el medio.

4 Revuelva el material

Asegúrese de que en el compost haya suficiente oxígeno revolviéndolo cada unas cuantas semanas. No es necesario mantener las capas separadas.

5 Utilícelo

Cuando la mezcla adquiera un color café oscuro o negro, sea desmenuzable y tenga olor a tierra, el proceso estará finalizado. Esto puede demorar entre dos meses y un año. Mézclelo con la tierra y ¡disfrute de los resultados! También puede tratar de vender su compost a los granjeros o tiendas agrícolas (ciérnalo para obtener una mezcla bastante fina).

Un fantástico compost en cinco pasos. Ilustración: Petra Röhr-Rouendaal, Where there is no artist [Donde no hay artistas] (segunda edición)

Ilustración: Petra Röhr-Rouendaal, Where there is no artist [Donde no hay artistas] (segunda edición)

Posibles problemas y sus soluciones

Si el compost huele mal y está muy húmedo, significa que hay demasiado nitrógeno y/o agua.

Si el proceso es muy lento, significa que no hay suficiente nitrógeno, oxígeno o agua.

Si su compost atrae insectos y roedores:


Serie Agrodok Nº 8: Preparation and use of compost 

[Preparación y uso de compost]
Madeleine Inckel, Peter de Smet, Tim Tersmette y Tom Veldkamp 

Agromisa Foundation publicó esta guía en detalle sobre compostaje. Describe una serie de métodos de compostaje. Para comprar una copia electrónica o impresa a 5 o 10 euros, respectivamente, visite: www.agromisa.org/product/preparation-use-compost (en francés, inglés y portugués).

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora

Preferencias de cookies

Su privacidad y tranquilidad son importantes para nosotros. Asumimos el compromiso de proteger la seguridad de sus datos. Solo recopilamos sus datos para fines específicos y una vez que ese fin se ha alcanzado, ya no seguiremos almacenando sus datos.

Para más información, incluyendo una lista completa de las cookies que utilizamos, vea nuestra Política de Privacidad.

  • Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden desactivarse en nuestros sistemas.

  • Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestro sitio. Toda la información recopilada por estas cookies es anónima.

  • Permiten una experiencia más personalizada. Por ejemplo, pueden recordar la región en la que está, además de su configuración de accesibilidad.

  • Estas cookies nos ayudan a personalizar nuestra publicidad en respuesta a sus preferencias y nos permiten medir la efectividad de nuestras campañas.