Concientización sobre minas explosivas

Miles de niños por todo el mundo están en peligro de muerte o lesiones causadas por minas explosivas y bombas sin explotar. Se calcula que 100 millones de minas explosivas yacen enterradas en diferentes países. Estas son usadas por militares y terroristas; se pueden obtenir fácilmente y son baratas. Las minas explosivas deben eliminarse para evitar la muerte y mutilación de niños y adultos, pero esto es difícil, lento y caro ya que muy pocas regiones tienen mapas para mostrar dónde se han puesto las minas. Los niños pueden aprender a estar alertas al peligro en regiones donde se conoce que existen minas y otras armas sin explotar, a aprender cómo evitarlas y a animar a otros a hacer lo mismo.

Las minas explosivas vienen en muchos tamaños, formas y colores diferentes. Normalmente están pintadas para dificultar que se las vea: verde en zonas boscosas y castaño o negro para las zonas de cultivo. Sea cual sea el diseño de una mina explosiva, ésta no puede distinguir la diferencia entre la guerra y la paz, o la diferencia entre los pasos de un niño o de un soldado.

Las minas explosivas vienen en muchos diferentes tamaños, formas y colores. Nunca se deben recoger, sino que deben ser destruidas por equipos especializados.

Efectos en las vidas de los niños

  • Los niños están en peligro ya que recolectan a menudo leña o agua, cuidan el ganado o juegan en zonas que pueden estar minadas.
  • Los niños sufren cuando familiares y amigos mueren o son heridos a causa de las minas.
  • Es improbable que los niños heridos por minas que necesitan miembros artificiales vean sus necesidades satisfechas, ya que un niño que crece requiere un nuevo miembro cada seis meses.
  • Los niños con lesiones permanentes pueden perder toda esperanza en el futuro.
  • Los niños pasan hambre ya que ciertas actividades tales como la agricultura, la pesca, el pastoreo y la recolección de tubérculos no se pueden continuar en zonas que han sido minadas.
  • Los niños se vuelven temerosos pues las actividades de todos los días como caminar a la escuela, visitar a amigos o ir al mercado pueden ser peligrosas.

 

Algunas ideas para la representación de roles

  • Un grupo de niños han llevado a las cabras a pastar. María se separa del grupo. Ve una señal que tiene un dibujo de una explosión y se da cuenta de que se ha metido en un campo minado. Se asusta mucho y llama a sus amigos. ¿Qué hacen ellos? ¿Cómo le ayudan? ¿Qué consejos pueden darle?
  • Phuong y Hai van a la escuela después de un fuerte aguacero y ven un objeto sospechoso cerca del sendero. ¿Qué harán? ¿A quién se lo dirán? ¿Cómo se acordarán dónde vieron el objeto?
  • Quy y su hermano habían estado cavando para sacar lombrices para los patos de la casa cuando explotó una mina. La mina mató a su hermano, le voló a Quy la mano y la pierna derechas y lo dejó ciego de un ojo. Cuando salió del hospital no quería volver a la escuela.
    ¿Cómo le ayudaron sus amigos?

Cómo animar la concientización

Los maestros pueden enseñar a los niños a reconocer las minas. Les pueden ayudar a aprender las señales de advertencia (palos, cinta de color, carteles) que se usan para demostrar que hay una mina cerca. Quizás puedan invitar a los equipos especializados a dar una charla en la escuela o invitar a niños lesionados por minas a compartir sus historias.

Lo más importante es que los maestros ayuden a los niños a aprender lo que deben hacer si ven una mina. Las autoridades locales quizás usen variaciones en los distintos países, por eso es importante seguir el procedimiento local donde exista. Ver el ejemplo de un procedimiento más adelante.

Los niños podrían dibujar afiches para explicar el procedimiento correcto. Podrían inventar representaciones de roles, juegos, canciones o poemas para ayudarles a aprender y recordar los pasos correctos. Nunca se debería animar a los niños a ir en búsqueda de minas.

Esta informacion se adaptó de una hoja de actividades sobre las minas explosivas preparada por Child to Child, 20 Bedford Way, London, WC1H 0AL, Inglaterra. Hay más detalles sobre cómo obtener más informaciones en la página 15.