De: Cárcelos y presos – Paso a Paso 104

Consejos prácticos sobre cómo involucrarse en el ministerio de prisiones y la asistencia a los exconvictos

Las actividades creativas ayudan a los hijos de presos a relajarse y a divertirse. Foto: Confraternidad Carcelaria Singapur

Las actividades creativas ayudan a los hijos de presos a relajarse y a divertirse. Foto: Confraternidad Carcelaria Singapur

Cuando alguien es enviado a la cárcel, sufre toda la familia. La asistencia para las familias es un importante servicio que forma parte del ministerio de Confraternidad Carcelaria Singapur (PFS). Apoyamos a unas setenta familias de reclusos mediante los siguientes programas: 

Grupos de apoyo. Cuando un ser querido debe ir a la cárcel, implica normalmente un gran sufrimiento para el cónyuge. Las esposas y las madres suelen aislarse debido a que sienten vergüenza. Los grupos de apoyo les ofrecen un espacio seguro para que puedan expresar sus sentimientos sin sentirse juzgadas. También brindan una plataforma para actividades sociales y sesiones de orientación psicológica en grupo. 

Visitas a domicilio. El equipo de Asistencia Familiar y un grupo de voluntarios visitan periódicamente a las familias de los presos para ofrecerles su amistad, consuelo y orientación psicológica. Las visitas son especialmente útiles si los miembros de la familia están enfermos o en cama. 

Empleo, capacitación profesional y asistencia financiera. PFS ayuda a las familias de los presos a buscar empleo, proporcionándoles capacitación en expresión oral y escrita, computación y artesanía. También ofrecemos apoyo financiero a corto plazo a las familias que necesitan ayuda urgente. 

Derivaciones a centros de servicios para familias, a proveedores de orientación psicológica y a la comunidad de fe. PFS trabaja en colaboración con varias organizaciones para proporcionar servicios profesionales de orientación psicológica y de asistencia social. Mientras llevamos a cabo esta tarea, cultivamos una amistad con las familias, con el fin de ayudar a los reclusos a reunirse con ellas tras su liberación. 

Ministerio de padres. Los padres de los presos con frecuencia se convierten en los cuidadores de sus nietos. PFS les proporciona asistencia emocional, médica y práctica en general. 

Apoyo para los hijos de los presos. Los hijos de los presos a menudo sufren aislamiento, vergüenza y pobreza. A veces, sufren de una falta de atención por parte de sus cuidadores porque a ellos mismos les suele resultar difícil resistir la situación. Care Club es un club semanal para los hijos de los presos. Organizamos actividades como clases individuales, lectura, música, arte y danza los sábados con la ayuda de voluntarios. Care Club también organiza salidas y campamentos durante las vacaciones escolares donde realizamos actividades divertidas con los hijos de los presos.

Pregunta para el debate

Redactado por el personal de Confraternidad Carcelaria Singapur.

Sitio web: www.pfs.org.sg
Correo electrónico: admin@pfs.org.sg


Cómo cuidar a un hijo de un preso

El encarcelamiento de un ser querido puede resultar abrumador tanto para los niños como para quienes se quedan a cargo de su cuidado. Si usted cuida a un hijo de un preso, a continuación le ofrecemos algunos consejos sencillos sobre cómo puede ayudarlo durante los momentos difíciles.

Adaptado del conjunto de herramientas de Sesame Street «Niños pequeños, retos grandes: encarcelamiento».

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora