El buen liderazgo crea grupos sólidos. Geoff Crawford/Tearfund

De: Liderazgo – Paso a Paso 84

¿Quién es líder? ¿En qué consiste el buen liderazgo?

Un mentor está al lado de una persona y la alienta a desarrollar una visión para lograr un cambio futuro. Richard Hanson/Tearfund

Un mentor está al lado de una persona y la alienta a desarrollar una visión para lograr un cambio futuro. Richard Hanson/Tearfund

Nuestras creencias moldean la forma en que pensamos que debe ser el liderazgo y nuestra manera de dirigir. Por esta razón, a menudo los principios de liderazgo se enseñan desde la perspectiva de una determinada fe. En este artículo el Dr. Sam Thomas comparte su experiencia capacitando a líderes cristianos.. 

Yo trabajo con pequeños grupos de líderes en diferentes lugares. Tratamos de limitar el grupo a 25 personas. Con los años, me he dado cuenta que las ‘reuniones de una sola vez’ son menos eficaces para producir cambios a largo plazo en las vidas de las personas. Así que visito el mismo grupo de tres a cuatro veces al año. En cada visita paso aproximadamente tres días con ellos. La última visita es un tiempo con la familia. Durante estas visitas, aprendemos juntos por medio de un estilo de enseñanza interactivo, dando énfasis especial a la vida práctica. 

En las sesiones aprendemos sobre los siguientes principios:


El efecto que deseamos obtener por medio de dicho aprendizaje es multiplicar los líderes siervos que son íntegros y eficaces.

Estilo de enseñanza

El entorno del salón de clase es para grupos pequeños de cinco personas, que se sientan alrededor de una mesa. Incluso el entorno sorprende a muchos estudiantes, pues están acostumbrados a sentarse en filas, y a escuchar la enseñanza y tomar notas. Además, cambiamos con regularidad el entorno, dependiendo del contenido de la enseñanza y del contexto. A menudo tenemos dramatizaciones, números cómicos cortos y cuentos sorprendentes. Demostramos los puntos utilizando diferentes tipos de medios de comunicación – cosas para escuchar y mirar, recortes de periódicos, etc. Esto es muy creativo e impulsa profundamente el mensaje.

El énfasis general hace hincapié en el estudiante y no en el maestro. El objetivo es aprender para crear un impacto. El papel del maestro es facilitar el aprendizaje y evaluar el impacto en cada etapa. Los estudiantes ven al maestro como un facilitador y no como un profesor. 

Todo el aprendizaje se basa en la Biblia, pero no en la forma de un estudio bíblico tradicional. Voy a darles un ejemplo. Para enseñar el liderazgo siervo, puede que yo ofrezca al grupo una breve introducción sobre el liderazgo tal y como lo vemos a nuestro alrededor hoy en día. En ese momento podría estar vestido como un gran jefe, con alguien llevando mi bolso y dos personas paradas a ambos lados sosteniendo flores, ¡es divertido! Podría hacer algún drama que haga reír a las personas y que les haga pensar que es necesario un tipo de liderazgo diferente. Luego les pido que hagan dibujos del liderazgo actual que están experimentando, mostrando algunos de sus motivos de preocupación. Las personas usan tanta imaginación y hacen dibujos muy coloridos. Cada grupo presenta sus conclusiones. Al final de esta sesión, puedo ver que están emocionalmente afectados. Luego les pido que hagan un dibujo de un líder utilizando Filipenses 2:5-9, donde se describe a Jesús como un líder siervo. Cada grupo también presenta este dibujo. Cuando se pueden ver los dos conjuntos de dibujos uno al lado del otro, les pido que describan el contraste. A continuación, les presento un conjunto de pasajes bíblicos y en grupos ellos conversan sobre el estilo de liderazgo presente en cada conjunto. La respuesta será invariablemente, ‘líderes siervos o de mayordomía’.

Rendición de cuentas

La rendición de cuentas existe a distintos niveles. El primer nivel es dentro del grupo. Cada día cambiamos los grupos de modo que los participantes tengan la oportunidad de reunirse con personas distintas. Ellos comparten sus experiencias en grupos. 

El próximo nivel de rendición de cuentas es que cada uno de ellos tendrá que escoger a su propio tutor personal y compartir lo que ha aprendido y las decisiones que ha tomado. Los tutores les hacen rendir cuentas por una temporada de aprendizaje. Todos deben enseñar lo que han aprendido para realizar un efecto multiplicador de este aprendizaje. 

Vulnerabilidad

Yo, como líder seré vulnerable ante el grupo. He descubierto que poco a poco las personas se dan cuenta de que pueden quitarse las máscaras. El estilo de aprendizaje requiere que ellos hablen en sus grupos y empiezan a darse cuenta de que están entre personas que cometen errores al igual que ellos. El resultado es la apertura. 

Creo que la vulnerabilidad es de vital importancia. Las personas tratan de imitar al líder. Si un líder se presenta a sí mismo como la persona perfecta, la gente lucha y se encierra en sí misma. Jesús no tuvo dificultad para decirles a sus discípulos, ‘Mi corazón está profundamente angustiado’. Pablo, uno de los primeros líderes cristianos, presenta sus propias luchas y admite que él no es la persona perfecta. Es bueno que aquellas personas que nos están siguiendo sepan que nosotros padecemos el mismo dolor, sufrimiento y tentaciones que los demás. Debemos ser personas íntegras, y la integridad exige que lo que exteriorisemos sea equivalente a quienes somos en el interior. Yo creo que eso es vulnerabilidad. He visto en mi vida personal que mi vulnerabilidad y apertura con las personas les ha ayudado más que todas mis enseñanzas.

¿Qué provoca el éxito?


Lo que dijo la gente después de la capacitación


El Dr. Sam Thomas es un Consultor Principal en Development Associates International en la India.

The Development Associates Initiative 
E 15, First Floor, Sector 40 
Noida
Uttar Pradesh 
India

E-mail: samthomas51@gmail.com 
Sitio web: www.daintl.org




Acerca del curso

El curso de capacitación que se describe aquí se enfoca en el discipulado, que es seguir a Jesús. Es fundamental para el crecimiento y la experiencia de cualquier líder cristiano. No obstante, los lectores que no comparten la fe cristiana, encontrarán en este artículo principios importantes e ideas prácticas para la capacitación en liderazgo que se pueden aplicar en cualquier contexto.



Mi propio recorrido


He estado involucrado en el ministerio cristiano durante más de 30 años, y por más de dos décadas he escuchado el refrán de ‘terminar la tarea’. Esto hace que planteemos la pregunta: ¿cuál es la tarea? Mi mayor llamado es ser como Cristo – ser su seguidor. Ministerio no es lo que hacemos, ministerio es quienes somos. Ministerio no es lo que distribuimos, sino lo que se desborda de nuestras vidas como resultado de la intimidad con Dios. Ministerio no es lo que hacemos para Dios, sino lo que Dios hace en, y a través de, nuestras vidas. Debemos estar motivados por el amor, no por el deber. Para ser un buen líder, debemos ser buenos seguidores – de esto se trata el programa de discipulado. Me inicié en la capacitación en liderazgo después de renunciar a mi excelente carrera profesional como cirujano en la cúspide de la misma. Para mí ha sido muy refrescante – me encanta lo que estoy haciendo. 

Dr. Sam Thomas



Debemos ser personas íntegras, y la integridad exige que lo que exteriorisemos sea equivalente a quienes somos en el interior


Aprendiendo por medio del debate. Sam Thomas/DAI

Aprendiendo por medio del debate. Sam Thomas/DAI

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora