Pasar al consentimiento de las cookies
Foto: Marcus Perkins/Tearfund

De: Migración – Paso a Paso 78

Considera los aspectos positivos y negativos de la migración

Las causas más comunes de la migración en Mesoamérica (la región que se extiende desde el sur de México hasta Costa Rica) son el conflicto y la degradación de los ecosistemas naturales. En este artículo estudiamos ambas situaciones y el efecto sobre la región de La Mosquitia en el nordeste de Honduras.

Migración causada por las guerras civiles en la región

Las guerras civiles de las décadas de los años 70 y 80 en los países vecinos a Honduras, como Guatemala, El Salvador y Nicaragua, forzaron la migración de varios grupos de personas hacia Honduras. Los refugiados que cruzaron la frontera desde Nicaragua hacia la región de La Mosquitia eran parte de los pueblos indígenas miskitos y sumu mayangna que comparten vínculos culturales, étnicos e históricos con ambos países. Como resultado, los refugiados fueron inicialmente bienvenidos a las comunidades y a los hogares de los pueblos indígenas miskitos de Honduras. No obstante, pronto la cantidad de refugiados era tan grande que los miskitos hondureños ya no podían continuar cuidando de ellos.

Los refugiados nicaragüenses más tarde recibieron apoyo del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) a través del trabajo de una organización denominada World Relief. Todos los refugiados fueron reunidos en un centro, para ser concentrados y organizados, en la aldea de Mocoron. La población de la aldea creció de 200 a 30,000 personas. El ACNUR y World Relief proporcionaron apoyo en forma de alimentos, vivienda, agua, saneamiento y asistencia técnica diversa.

Los refugiados vivían y cultivaban libremente. Tristemente, esto provocó un grave efecto sobre el medio ambiente. Los refugiados empezaron a utilizar los recursos naturales sin tomar en cuenta la sostenibilidad ni las buenas prácticas agrícolas. Cientos de hectáreas de bosque fueron deforestadas. Muchas especies de mamíferos, aves y peces empezaron a desaparecer como resultado del exceso de caza y la pérdida de su hábitat natural.

La guerra civil en Nicaragua terminó en 1990 y los refugiados nicaragüenses empezaron a regresar a su país. En el transcurso de los años siguientes, el bosque creció de nuevo en las zonas que habían sido deforestadas y luego abandonadas por los refugiados. Los animales, las aves y los peces regresaron a la zona.

Foto: Geoff Crawford/Tearfund

Foto: Geoff Crawford/Tearfund

Foto: Geoff Crawford/Tearfund

Foto: Geoff Crawford/Tearfund

La migración provocada por la degradación de los ecosistemas naturales

Otra causa importante para la migración en Mesoamérica es la degradación de los ecosistemas y una reducción en la fertilidad de la tierra. La National Geographic Society ha comparado la cobertura vegetal en Mesoamérica en un período de 1950 al año 2000. En el transcurso de este período las zonas de bosque han sido grandemente reducidas. En Honduras, aproximadamente 50 por ciento del bosque se ha perdido en el trans curso de ese mismo período. 

Gran parte del bosque tropical ha sido talado para usar la tierra para la agricultura. Por ejemplo, grandes extensiones de bosque han sido convertidas en pastos para ganado. Según un análisis por satélite reciente realizado por MOPAWI, la conversión de bosques en pastos para ganado casi se ha triplicado entre el año 2000 y el 2007 (ver el diagrama). También se han explotado los recursos forestales. Se han talado árboles, principalmente por empresas ricas, para la venta como madera. La tierra se ha despoblado de árboles, por lo general ilegalmente, para construir vías para el transporte de la madera. Las prácticas no sostenibles utilizadas han llevado a la degradación de la tierra y de los ecosistemas locales. Esto ha aumentado la pobreza y ha obligado a las personas a buscar otros modos de vida. 

Uno de los destinos principales de los migrantes es el bosque tropical en la región de La Mosquitia. Desafortunadamente, las familias migrantes llevan consigo las prácticas medioambientales no sostenibles que originalmente provocaron su desplazamiento. Por lo tanto, la región de La Mosquitia ha sufrido la degradación de la tierra y de los ecosistemas locales en años recientes. 

La migración a otras zonas 

La degradación del medio ambiente también ha motivado la migración a zonas urbanas y hacia los Estados Unidos de Norte América. Muchas personas van en busca del ‘sueño americano’: empleo, mejores oportunidades educativas y mejor acceso a servicios médicos para sus hijos. Sin embargo, muchos migrantes terminan viviendo en los límites de las ciudades, donde los servicios básicos, como agua y saneamiento, y suministros energéticos, son limitados o inexistentes. 

La migración por tierra hacia los Estados Unidos de Norte América desde Honduras significa cruzar las fronteras de Guatemala y de México. Estos cruces son muy peligrosos, y existe un alto riesgo a la vida debido a las condiciones en las que son transportados los migrantes. Se han registrado miles de accidentes en las vías, que han dejado a las personas, principalmente a los hombres, sin brazos o piernas. También ha habido frecuentes muertes debido a caídas de trenes o sofocación al esconderse en vehículos. 

Dando respuesta a la situación 

MOPAWI ha identificado tres maneras de reducir la degradación al medio ambiente y, al mismo tiempo, proporcionar a las personas una fuente de subsistencia sostenible.

Conclusión 

Existe un vínculo entre la migración y el deterioro del medio ambiente. Cuando la migración es provocada por el conflicto, la cantidad de personas que vive en una zona específica aumenta muy rápidamente, y son dependientes de los recursos naturales disponibles para ellos. Cuando la migración ocurre debido a que los recursos del medio ambiente han sido dañados o gastados, las personas migran a tierra de bosque y a menudo llevan consigo las prácticas dañinas respecto al uso de los recursos, lo que afecta la sostenibilidad del medio ambiente de esta nueva zona. A pesar de que la migración y el deterioro del medio ambiente están vinculados, es importante recordar que existen maneras de reducir el impacto sobre el medio ambiente. 

Osvaldo Munguía es el director ejecutivo de MOPAWI. 4B 2a Calle Co. Tres Caminos Apdo 2175 Tegucigalpa Honduras E-mail: mopawi@mopawi.org.hn Sitio web: www.mopawi.org

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora

Preferencias de cookies

Su privacidad y tranquilidad son importantes para nosotros. Asumimos el compromiso de proteger la seguridad de sus datos. Solo recopilamos sus datos para fines específicos y una vez que ese fin se ha alcanzado, ya no seguiremos almacenando sus datos.

Para más información, incluyendo una lista completa de las cookies que utilizamos, vea nuestra Política de Privacidad.

  • Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden desactivarse en nuestros sistemas.

  • Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestro sitio. Toda la información recopilada por estas cookies es anónima.

  • Permiten una experiencia más personalizada. Por ejemplo, pueden recordar la región en la que está, además de su configuración de accesibilidad.

  • Estas cookies nos ayudan a personalizar nuestra publicidad en respuesta a sus preferencias y nos permiten medir la efectividad de nuestras campañas.