Las inundaciones en Pakistán en el 2010 afectaron a 20 millones de personas. Foto: Ashraf Mall/Tearfund

De: Paso a Paso 88

Cómo prepararse para los desastres y reducir el riesgo de que ocurran

Un recorrido desde la asistencia hasta la reducción del riesgo y la incidencia 


En sus más de 40 años de experiencia en respuestas ante desastres, la Evangelical Fellowship of India Commission on Relief (EFICOR, por sus siglas en inglés) [Comisión de ayuda humanitaria de la hermandad evangélica de la India] ha evolucionado desde ser una organización que únicamente proporcionaba asistencia en situaciones de emergencia a ser una que está activamente involucrada en el fortalecimiento de las capacidades de las comunidades para hacer incidencia a favor de las personas afectadas por desastres. EFICOR está involucrada en todos los aspectos de la gestión de desastres: ayuda humanitaria, rehabilitación, reducción del riesgo de desastres (RRD), incidencia y trabajo en red. 

Desde la ayuda humanitaria hasta la reducción del riesgo de desastres

En julio de 2004 el estado de Bihar en la India enfrentó su peor inundación en 50 años. Las inundaciones afectaron a 21 millones de personas en 9,360 aldeas esparcidas en 20 distritos. Las inundaciones recurrentes han hecho muy vulnerables a la población de estas zonas. Año tras año el Gobierno de la India y las organizaciones humanitarias realizan actividades de asistencia y de rehabilitación después de cada emergencia.

Gracias a su experiencia en dar respuesta en situaciones de emergencia, EFICOR se dio cuenta de que proporcionar asistencia en estos casos no fomentaría la sostenibilidad en una comunidad que enfrenta inundaciones casi cada dos años. Introdujeron la RRD por primera vez en enero de 2003 en una zona de Andhra Pradesh, en el sur de la India, que sufre muchas diferentes amenazas. La comunidad local había sido afectada por inundaciones y sequía, las cuales devastaron las cosechas y destruyeron la economía local. EFICOR hizo más que proporcionar ayuda humanitaria, al fortalecer las capacidades de la comunidad local y tomar medidas físicas para reducir los efectos de futuras amenazas. Los miembros del personal de EFICOR recibieron capacitación para realizar mapeo social y de recursos y evaluaciones de riesgos utilizando la herramienta de Evaluación participativa del riesgo de desastres (EPRD) (ROOTS 9 ofrece orientación sobre la EPRD. Para obtener más información sobre cómo acceder a este recurso, véase la página Recursos). Si las cosechas estaban en riesgo, entonces el análisis mostraba que factores tales como la tenencia de tierras, las estaciones de las cosechas, la formación de diques a lo largo de los ríos y el curso impredecible de los ríos hacían estas cosechas vulnerables a ser destruidas. 

Cambio de pensamiento

Este proceso participativo reveló a cuáles factores la comunidad misma podía dar respuesta y ayudó a identificar los recursos que necesitaban de parte del gobierno o de otras agencias. También sugirió dónde sería más efectiva la incidencia. Dentro de la comunidad el proceso fue decisivo en cambiar actitudes hacia la gestión de desastres. En lugar de que cada persona pensara en sus propias necesidades, ahora podían pensar sobre cómo podría beneficiarse la comunidad en general. Por ejemplo, en lugar de tratar de que se instalaran las bombas de mano cerca de sus viviendas, los aldeanos vieron que ubicar las bombas de mano estratégicamente podía ayudar a más personas durante las inundaciones. Además, pudieron identificar sus propios recursos, lo cual les dio un sentido de empoderamiento, al estar conscientes de que no tienen que ser vulnerables a las inundaciones sin poder hacer nada al respecto.

Comités de gestión de desastres en Bihar

El distrito de Madhubani en Bihar es un excelente ejemplo de compromiso comunitario. La respuesta inicial ante las inundaciones condujo a trabajar en la reducción del riesgo de desastres futuros, así como en la incidencia a nivel nacional. Para poder lograr un impacto grande y sostenible, el proyecto se concentró en fortalecer las capacidades de la comunidad para responder ante un desastre. En cada aldea se formaron Comités de gestión de desastres conformados por siete a diez miembros (en los cuales por lo menos un tercio de los miembros eran mujeres). Se ofreció capacitación sobre RRD y se conectó a los miembros con el Gram Panchayat (el Gobierno local) para hacer incidencia a favor de sus aldeas respecto a varias necesidades y para acceder a los programas del Gobierno. 

Los Comités de gestión de desastres funcionan como órganos de adopción de decisiones y consultativos sobre asuntos relacionados con la gestión de desastres en la comunidad. El comité incluye representantes del Gobierno, representantes de la Gram Sabha (Asamblea de la aldea) y miembros de Grupos de auto-ayuda para mujeres. Cada aldea además cuenta con un Grupo de trabajo de aproximadamente 20 a 25 jóvenes con grupos secundarios que se enfocan en cinco diferentes elementos: alerta, rescate, primeros auxilios, asistencia ante situaciones de emergencia y refugio. Se organizan capacitaciones impartidas por expertos y viajes de exposición para que los grupos se motiven con las historias de éxito de otras aldeas. Los miembros de los Grupos de trabajo realizan demostraciones durante las funciones en la aldea para despertar la conciencia en la comunidad y demostrar sus habilidades. 

Mitigación práctica

Se dispusieron planes de gestión de riesgo para ayudar a la comunidad a prepararse y a recuperarse de las amenazas naturales. Se construyeron estructuras físicas, tales como refugios ante inundaciones y pozos entubados elevados para tener acceso a agua potable durante las inundaciones con el fin de reducir los efectos de las mismas. También se proporcionaron rutas de evacuación, botes y alcantarillas (mecanismos utilizados para canalizar el agua). Se estableció un Fondo para la mitigación de desastres para costear el mantenimiento de estas estructuras físicas. Este dinero también podía ser utilizado en operaciones de ayuda humanitaria. Se animó a los agricultores a asegurar sus cultivos y animales contra los desastres. Se realizaron talleres sobre RRD en todas las escuelas en la zona del proyecto para despertar la conciencia entre los niños.

Abogar por un cambio

La intervención en RRD también le ha otorgado a EFICOR una voz a un nivel político más alto. Le ha ayudado a acceder a entidades que formulan políticas, tales como la Autoridad nacional de gestión de desastres de la India. La organización pudo tomar parte en un Grupo de trabajo de varias ONG que preparó lineamientos para casos de inundaciones para ser implementados por el Gobierno estatal. El plan para la mitigación de desastres del distrito ha sido creado por EFICOR en coordinación con Sphere India, Bihar Inter Agency Group [Grupo inter-agencias de Bihar], junto con la administración del distrito y la autoridad estatal de gestión de desastres de Bihar.

La incidencia y el trabajo en red a todos los niveles (local, estatal, regional, nacional e internacional) ayudan a salvar vidas y fuentes de subsistencia que están en peligro debido a las amenazas, con lo cual se logran cambios tanto en las políticas como en la práctica. Para poder romper el ciclo de la vulnerabilidad las organizaciones tienen que estar involucradas en todos los niveles – desde la asistencia en situaciones de emergencia hasta la incidencia. La experiencia de EFICOR ha demostrado que esto es posible y que puede tener un impacto duradero.

Fundada en 1967, la Evangelical Fellowship of India Commission on Relief (EFICOR), es una organización cristiana de ayuda humanitaria y desarrollo con sede en Nueva Delhi. Aborda una amplia gama de asuntos relacionados con el desarrollo y la gestión de desastres. Para obtener más información, visite www.eficor.org 
o escriba a:

EFICOR, 308,
Mahatta Tower, B Block
Community Centre,
Janakpuri,
New Delhi
110058,
India.

Miembros de un Grupo de trabajo practican técnicas de rescate. Foto: EFICOR Miembros de un Grupo de trabajo practican técnicas de rescate. Foto: EFICOR Miembros de un Grupo de trabajo practican técnicas de rescate. Foto: EFICOR

Miembros de un Grupo de trabajo practican técnicas de rescate. Foto: EFICOR

Un pozo entubado elevado sobre una plataforma permite a las comunidades tener acceso a agua potable durante una inundación. Foto: EFICOR

Un pozo entubado elevado sobre una plataforma permite a las comunidades tener acceso a agua potable durante una inundación. Foto: EFICOR

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora