Todo cambio se construye sobre lo que ha sucedido antes. Es muy provechoso para una comunidad reflexionar sobre los cambios que han ocurrido y lo que se ha aprendido de estos cambios. Una manera valiosa de ayudar a reflexionar sobre esto es hacer una ‘línea de tiempo de la comunidad’.

Una línea de tiempo es una manera de mirar para atrás y anotar cuál era la situación antes y cómo se ha sentido la gente con el transcurrir del tiempo. A veces esto se llama una ‘línea de bienestar’.Pónganse de acuerdo en un punto de inicio – tal vez una época específica de la que tengan memoria la mayoría de los presentes, podría ser hace unos diez años. Juntos, recuérdense unos a otros los eventos importantes – una época de sequía, la apertura de una escuela o un centro de salud. ¿Cómo era la vida en ese momento para la gente del lugar? Provean un ejemplo de cómo realizar el ejercicio. Así como con los mapas, trabajen en pequeños grupos para que cada grupo trace una línea de tiempo. Luego compartan cada línea de tiempo para ayudar a las personas a tener una idea más completa de la historia reciente de su comunidad. 

 

Discusión

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora