Introduzca su fecha de nacimiento Pasar al consentimiento de las cookies
Versiones de la revista Paso a Paso en español, francés, inglés y portugués se exponen sobre un escritorio de madera

De: Crianza de aves de corral – Paso a Paso 95

Consejos prácticos sobre todos los aspectos de la crianza de aves, como la nutrición, la salud y el desarrollo del negocio

Cómo albergar gallinas aldeanas (PDF 285 KB)

Por Mwaka Chibinga 

Albergar a las gallinas aldeanas durante la noche las protegerá de la lluvia y del frío, de los predadores y del robo. Además, las aves albergadas son más fáciles de capturar para inspeccionarlas en busca de signos de enfermedad o lesiones, o para vacunarlas contra enfermedades. 

Tipos de albergue 

Con frecuencia se les provee un albergue nocturno elevado a las aves adultas y a las aves crecientes. Los gallineros construidos cerca del suelo son idóneos para las gallinas con pollitos pequeños que no pueden entrar a un gallinero elevado. Podría ser necesario excavar un drenaje alrededor de este tipo de gallinero o elevar el piso para que se mantenga seco durante la estación de lluvia. Un gallinero de aproximadamente 4 m de largo, 1 m de ancho y 1,5 m de alto puede albergar de 8 a 10 aves adultas, si se mantienen encerradas todo el día, o a aproximadamente 20 aves, si funciona como albergue nocturno. El gallinero puede cubrirse completamente con tablillas de madera o estar parcialmente abierto con una malla o bambú tejido. 

Cómo construir un gallinero 

Se puede construir un gallinero con poco dinero utilizando materiales locales como ramas de árboles y arbustos, o juncos y paja. El tamaño del gallinero va a depender de cuántas aves tenga el ganadero (o cuántas planee tener) y de si las va a mantener en el gallinero durante la noche o por períodos más prolongados. Si se mantienen juntas demasiadas aves, podrían empezar a picarse unas a otras, lo que conduce a lesiones y enfermedades. 

Algunas reglas simples para construir un gallinero: 

  • Despeje la hierba y las matas hasta aproximadamente 3 metros en todo los lados del gallinero para mantener alejados de las gallinas a predadores, como las serpientes y ratas. 
  • Siempre elimine la corteza de la madera que se utiliza para construir los gallineros para que las pestes y los parásitos, como las garrapatas y los ácaros, no tengan lugar donde esconderse. 
  • El gallinero debe proteger a las gallinas de la lluvia y del viento, pero debe tener suficiente ventilación para ofrecer a las aves aire limpio y fresco. 
  • La apertura debe ser lo suficientemente amplia para permitir limpiar fácilmente el interior del gallinero. 
  • Debido a que muchas enfermedades infecciosas de los pollos son transmitidas por medio de sus excrementos, el piso del gallinero debe tener aperturas que permitan que los excrementos pasen y caigan al suelo. Los espacios entre los listones dependerán de la edad y del tamaño de los pollos, pues debe asegurarse de que tengan suficiente apoyo para las patas y de que los excrementos puedan pasar. También se puede utilizar una malla de alambre, con perchas fijadas. 
  • Si el gallinero se construye sobre postes para protegerlo de los predadores, debe estar a por lo menos 1 metro sobre el suelo, pero no tan alto que el ganadero no pueda alcanzar el interior del gallinero.
  • Colocar conos o latas de metal invertidos alrededor de los postes de un gallinero dificultará más la entrada de ratas y serpientes. 

Un gallinero elevado construido con materiales locales. Ilustración: Agromisa Foundation and CTA

Un gallinero elevado construido con materiales locales


Un gallinero móvil sencillo. Ilustración: Agromisa Foundation and CTA

Un gallinero móvil sencillo


Mover los gallineros y los corrales para gallinas sistemática y regularmente ayuda a evitar las infecciones con lombrices y permite que el suelo se recupere de las picaduras y rascadas de las gallinas. El gallinero que se muestra aquí tiene un piso de malla de alambre y es idóneo para gallinas con pollitos pequeños. Ilustración: Agromisa Foundation and CTA

Mover los gallineros y los corrales para gallinas sistemática y regularmente ayuda a evitar las infecciones con lombrices y permite que el suelo se recupere de las picaduras y rascadas de las gallinas. El gallinero que se muestra aquí tiene un piso de malla de alambre y es idóneo para gallinas con pollitos pequeños.

Cómo construir un gallinero. Ilustración: Agromisa Foundation y CTA

Mantenga alejados a los roedores agregando conos de metal o latas de aluminio boca abajo. Asegúrese de que los conos estén bien fijados para mantener fuera a los roedores muy pequeños

Perchas 

Proporcionar perchas donde posarse minimizará el contacto entre las aves y sus excrementos, y por lo tanto, ayudará a prevenir las enfermedades. Las perchas pueden ser de bambú o ramas rectas de árboles (primeramente retire la corteza; ver “Cómo construir un gallinero” más abajo). Deben tener un diámetro aproximado de 3 cm. Cada pollo adulto necesita aproximadamente 20 cm de espacio para posarse. Si se necesita más de una percha, las perchas deben estar a aproximadamente 50 cm unas de otras y al mismo nivel. Si están a diferentes niveles las aves pelearán por alcanzar la percha más alta cuando entren a posarse en la noche, lo que provoca tensión innecesaria. 


Espaciar las perchas. Ilustración: Amy Levene


Nidales 

Si proporciona nidales limpios en lugares seguros, recogerá más huevos. Además, una gallina pone más huevos si su nidal está limpio, seco y seguro. 

Algunos consejos respecto a los nidales: 

  • Proporcione suficientes nidales —idealmente un nidal por gallina—, pero no menos de un nidal por cada cinco gallinas. 
  • Acolche los nidales con material limpio para anidar como hojas, paja, tela vieja o incluso arena, para ayudar a mantener los huevos cálidos y minimizar el riesgo de rotura o contaminación. 
  • Los huevos destinados a incubación no deben ser retirados por completo del lugar donde la gallina los ha puesto, de lo contrario podrían ser abandonados. Deje por lo menos dos huevos en el nidal. 
  • Los nidales deben colocarse en lugares seguros, protegidos de la lluvia y el viento y fuera del alcance de predadores. Las gallinas prefieren nidales que estén elevados. 
  • Los nidales deben estar construidos de manera que protejan a los huevos de enfriarse desde abajo o de caerse del nidal. 
  • Los nidales deben limpiarse con regularidad. 
  • Los nidales que han sido utilizados mucho tiempo deben fumigarse con humo cada seis meses. 
  • Si ha ocurrido un brote grave de enfermedad o una plaga grande de parásitos externos, como piojos, los nidales deben quemarse y ser reemplazados utilizando materiales nuevos. 

Ilustración: Agromisa Foundation and CTA


Higiene del gallinero 

Limpiar el gallinero ayuda a evitar y controlar enfermedades, especialmente los parásitos externos, como las pulgas y los ácaros. Se deben adoptar los siguientes procedimientos: 

  • Coloque cenizas de madera o cal sobre el piso y las paredes para repeler los parásitos externos y ayudar a eliminar el estiércol cuando esté limpiando. 
  • Elimine los excrementos y la basura del interior y debajo del gallinero por lo menos una vez a la semana y, si el gallinero es portátil, muévalo a un área nueva. 
  • Separe el estiércol de gallina para que se seque rápidamente —esto ayuda a matar los agentes infecciosos y los huevos de las lombrices parasitarias dentro del estiércol—. Las moscas no serán un problema si el estiércol se mantiene seco. Haga composte con el estiércol durante por lo menos tres semanas y luego coloque el estiércol en los huertos, mezclándolo con la tierra para reducir las posibilidades de que se acumulen enfermedades y parásitos, y también evitar que las moscas se reproduzcan en el compost. El estiércol fertiliza la tierra, lo que da como resultado un mejor crecimiento de las plantas. 
  • Fumigue el gallinero cada seis meses con humo (por ejemplo, encendiendo una fogata debajo de los gallineros elevados o colocando gallineros, canastas y jaulas de gallinas muy pequeños encima del fuego de una cocinilla) para controlar los parásitos externos. 
  • Vacíe los gallineros donde han estado aves enfermas. Límpielos o incluso quémelos y construya nuevos gallineros.  

Mwaka Chibinga es el Oficial de Proyectos del proyecto de avicultura de Brethren in Christ Church, Zambia. Este artículo ha sido recopilado por Helen Gaw del manual que produjo el Sr. Chibinga, titulado Practical Village Chicken Production [Producción práctica de gallinas aldeanas]. Si le gustaría obtener una copia de este manual, envíe un correo electrónico a la dirección publications@tearfund.org. Las ilustraciones han sido copiadas o inspiradas de Agrodok Small-scale Chicken Production (ver Recursos, página 13). 

Recursos utilizados en la publicación Practical Village Chicken Production: Improving village chicken production [Producción práctica de gallinas aldeanas: cómo mejorar la producción de gallinas aldeanas], ACIAR (2009) (descárguela gratuitamente desde el enlace aciar.gov.au/publication/mn139); Small-scale Chicken Production y Keeping Village Poultry (ver Recursos, página 13); Improving the Performance of Local Chickens [Cómo mejorar el rendimiento de las gallinas locales], National Agricultural Extension and Research Liaison Services, Ahmadu Bello University, Zaria: Extension Bulletin No.92 Poultry series No. 6; Commercial Production of Village Chicken [Producción comercial de gallinas aldeanas] (2004) por Martha Musukwa, University of Zambia.

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora

Preferencias de cookies

Su privacidad y tranquilidad son importantes para nosotros. Asumimos el compromiso de proteger la seguridad de sus datos. Solo recopilamos sus datos para fines específicos y una vez que ese fin se ha alcanzado, ya no seguiremos almacenando sus datos.

Para más información, incluyendo una lista completa de las cookies que utilizamos, vea nuestra Política de Privacidad.

  • Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden desactivarse en nuestros sistemas.

  • Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestro sitio. Toda la información recopilada por estas cookies es anónima.

  • Permiten una experiencia más personalizada. Por ejemplo, pueden recordar la región en la que está, además de su configuración de accesibilidad.

  • Estas cookies nos ayudan a personalizar nuestra publicidad en respuesta a sus preferencias y nos permiten medir la efectividad de nuestras campañas.