Pasar al consentimiento de las cookies

De: Salud mental y bienestar – Paso a Paso 113

Ideas prácticas para desarrollar la resiliencia y mejorar el bienestar

Lea 1 Reyes 19:3–15

En un grupo o por su cuenta, reflexione sobre las siguientes preguntas:

Elías está cansado, acongojado y solo. Acaba de vivenciar uno de los períodos más intensos de su existencia: se enfrentó a 450 profetas de Baal; invocó al Señor para que respondiera con fuego desde el cielo; vio como Dios envió una tormenta después de años de sequía y hambruna; corrió 30 kilómetros por delante de una carroza; recibió una amenaza de muerte de la reina; huyó a unos 160 kilómetros de distancia; y finalmente se encontró solo en el desierto.

¿Cómo trata Dios a este hombre agotado? Primero, lo apoya de forma muy práctica. Le ofrece alimento y le permite descansar.

Una vez que Elías empieza a sentirse mejor, Dios lo lleva al Monte Horeb, el monte de Dios. Aquí es donde Dios se reunió y habló con Moisés a través de la zarza ardiente (Éxodo 3:1–2), le entregó los diez mandamientos y confirmó su pacto con el pueblo de Israel (Deuteronomio 5). El estar en ese lugar, traería a la memoria de Elías las promesas de Dios y su fidelidad en tiempos anteriores. Pero, a diferencia de la aparición de Dios a Moisés, que estuvo marcada por el viento, el fuego y los terremotos, esta vez Dios se presenta en el viento apacible.

Finalmente, una vez que Elías se encuentra completamente recuperado y renovado, Dios le da una importante tarea nueva, demostrando que él es valioso para Dios y que todavía puede contar con él.

Depresión

Aunque la palabra «depresión» como tal no se encuentra en la Biblia, hay muchas referencias a la desesperación, la desesperanza y la profunda desdicha (por ejemplo, en Lamentaciones y en muchos de los Salmos). Dios comprende y nos ofrece alternativas: el perdón, el amor y la esperanza. 

Debemos orar por las personas con depresión, pero, al igual que con las enfermedades físicas, Dios no siempre responde de la manera que esperamos. A veces, Dios sana a las personas de sus enfermedades, pero a menudo trae sanidad de otras maneras. Es importante entender que, si la depresión no se cura, no es por «falta de fe» de parte de la persona.

Superar la depresión puede requerir una combinación de enfoques. Hablar con consejeros profesionales puede ayudar a modificar patrones de pensamiento negativos. Los antidepresivos pueden ayudar a equilibrar las sustancias químicas en el cerebro que nos permiten sentirnos bien. Las comunidades cristianas pueden ayudar a combatir el aislamiento y la soledad.

Proporcionar apoyo

Todo el mundo debe sentirse valorado, sin importar por lo que esté pasando. Las visitas, la oración, las llamadas telefónicas y el apoyo práctico benefician mucho. No necesitamos ser expertos en salud mental para ayudar. Podemos apoyar a los que sufren y presentar a Jesús como fuente de esperanza. Mateo 5:4 dice: «Bienaventurados los que lloran, porque recibirán consolación».


Preguntas para la reflexión

Dios respondió a Elías ofreciéndole apoyo práctico, incluidos alimento, bebida y descanso. Luego, Dios le recordó amablemente a Elías su fidelidad en el pasado. Finalmente, lo restauró dándole una nueva tarea.


Este estudio se ha tomado de «Lifting the lid» (Sacando a la luz), un curso de estudios bíblicos de seis semanas de duración diseñado para ayudar a las iglesias a explorar los temas del bienestar emocional y mental. Descárguelo gratuitamente desde el sitio web de Livability en: www.livability.org.uk y busque «Lifting the lid» (Solo disponible en inglés).

Contenido con etiquetas similares

Comparta este recurso

Si este recurso le ha parecido útil, compártalo con otras personas para que ellas también puedan beneficiarse

Suscríbase ahora para recibir la revista Paso a Paso

Una revista en formato digital e impreso para las personas que trabajan en el desarrollo comunitario. La revista cubre una amplia gama de temas y se publica tres veces al año.

Suscríbase ahora

Preferencias de cookies

Su privacidad y tranquilidad son importantes para nosotros. Asumimos el compromiso de proteger la seguridad de sus datos. Solo recopilamos sus datos para fines específicos y una vez que ese fin se ha alcanzado, ya no seguiremos almacenando sus datos.

Para más información, incluyendo una lista completa de las cookies que utilizamos, vea nuestra Política de Privacidad.

  • Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden desactivarse en nuestros sistemas.

  • Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestro sitio. Toda la información recopilada por estas cookies es anónima.

  • Permiten una experiencia más personalizada. Por ejemplo, pueden recordar la región en la que está, además de su configuración de accesibilidad.

  • Estas cookies nos ayudan a personalizar nuestra publicidad en respuesta a sus preferencias y nos permiten medir la efectividad de nuestras campañas.